Por qué vómitan o regurgitan los bebés.

Todos los bebe, lo hacen esto debido a la ingesta de aire al ammantar, o alimentarse con biberón, cuando su estómago está lleno o cambia la posición de forma repentina, puede producirse regurgitación, ya que sus mecanismos como el esfínter esofágico aún no se encuentran con suficiente madurez para contener. Aquí enlistamos las posibles causas acorde a la AAP (American Academy of Pediatrics).

Lo importante es identificar cuando se trata de un mecanismo fisiológico o anormal:

Su bebé escupe un poco después de la mayoría de las comidas.

  • Posible causa: Reflujo Gastroesofágico (es normal si es moderado, consultar a tu Pediatra)
  • Medidas a tomar: Ninguna. Regurgitar se tornará menos frecuente y se suspenderá a medida que los músculos de su bebé maduren.

Su bebé traga aire durante sus comidas y parece tener muchos gases.

  • Posible causa: Aerofagia (que traga más aire de lo usual)
  • Medidas a tomar: Cerciórese de posicionar a su bebé correctamente.

Su bebé regurgita cuando lo balancea o juega con el después de las comidas.

  • Posible causa: Estimulación excesiva
  • Medidas a tomar: Las horas de comer deben ser calmadas y restrinja el juego activo por 30 minutos después de comer.

Su bebé ha dejado de escupir y ha empezado a vomitar con contracciones de músculo que ocurren después de cada comida. El bebé vomita con fuerza.

  • Posible causa: Estenosis pilórica u otro problema de salud que requiere de un diagnóstico y de tratamiento.
  • Medidas a tomar: Llame al pediatra.

Si ha visto sangre en el vómito o cuando su bebé escupe.

  • Posible causa: Esofagitis u otro problema de salud que requiere de un diagnóstico y de tratamiento.
  • Medidas a tomar: Llame al pediatra.

¿Cuál es la diferencia entre vomitar y regurgitar?

Vomitar es la forma vigorosa de arrojar los contenidos del estómago por la boca. Regurgitar o escupir es sacar un flujo suave del contenido del estómago que sale por la boca, con frecuencia con eructos. Regurgitar no implica contracciones de los músculos y solo saca pequeñas cantidades de leche y no le provoca dolor o malestar al bebé .

Pediafitness te da 4 consejos para reducir el reflujo de su bebé:

  • Evite alimentar a su bebé en exceso
  • Evite el exceso de gas, para lo cual procure ayudar a movilizarlo.
  • Limite el tiempo de juego activo después de las comidas y mantenga a su bebé en posición vertical. 
  • Evalué la leche de fórmula. Si está alimentando a su bebé con leche de fórmula, existe la posibilidad de que su leche de fórmula pueda contribuir a que regurgite. Un estimado del 5 % de los bebés auténticamente no pueden manejar las proteínas que se encuentran en la leche o en la leche de fórmula de soya (una afección llamada intolerancia a la proteína de la leche de soya). Consulte a su pediatra.

 

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *